Demasiado malo para ti


Cada vez que te veo
en el inmenso caos
del que tú no eras parte,
siento el frío de tu corazón.
Tu sangre,
gélido puñal de odio
desgarrando mi alma.
Te destruyes;
se siente mal ser el culpable.
Mueres, mientras planeo… yo…
mi lento suicidio.
Quisiera que pudieras perdonarme,
olvidar…, olvidarme de ti
antes de dejar caer la última lágrima.

Todo está mal aquí;
debes correr muy lejos.
Espero puedas vivir
fuera del dolor.
No puedes dejar a la oscuridad, no.
No puedes ser uno más.
Intenta olvidar que estuve,
quítame de tu mente.
Sé que nada puede,
nada debe
impedir mi muerte.

Y sé que debí extinguir
hace tiempo mi existencia
por ti, para no hacerte sufrir.
Por fin logras entender,
finalmente, sabes que
habemos algunos
incompatibles con el mundo.
Si estamos,
molestamos.
Si faltamos,
eso no importa,
¿tampoco importa para ti?

No importa para ti…

Tu mirada
trastorna mis sentidos.
Mi alma se consume en tu odio…
y eso no te importa.

Morgan Le Sorcier. 10-01-08

No hay comentarios.:

Publicar un comentario